Una Fantástica Receta de Hidratante Facial Hecho en Casa

La hidratación es un componente importante para mantener a tu piel suave, flexible y de aspecto joven. Es algo que debes hacer religiosamente si tienes la piel seca o grasosa. La aplicación de un humectante facial de alta calidad es esencial, ya que puede bloquear eficazmente la humedad mediante la creación de una barrera de luz en tu piel.

En estos días, hay cientos de hidratantes faciales disponibles en el mercado. Muchos de ellos te dirán que son los que pueden ayudarte a verte hermosa haciendo que tu piel sea suave y manteniendo a raya las líneas de expresión y las arrugas. Pero tan pronto como chequees la lista de ingredientes, parecerá que otra historia diferente es contada.

Muchas de las cremas hidratantes que se destinan a la aplicación facial contienen ingredientes duros y artificiales. Si piensas que al no ponerlos en tu boca no arruinarás tu salud, piénsalo otra vez. Tu piel es un órgano semi-permeable, lo que significa que algunos de los productos químicos en los productos que se aplican en ella pueden ser absorbidos. Una vez que ya están en el torrente sanguíneo, pueden llegar fácilmente a tus diversos tejidos y órganos para acumularse allí y causar todo tipo de problemas a largo plazo.

Además, algunos de estos productos químicos pueden causar una serie de efectos secundarios agudos en tu piel. Especialmente si eres sensible a ellos, no es poco probable que termines con piel roja, picazón e irritación. Es exactamente por esta razón que la mejor crema hidratante para ti es algo que no contenga ningún producto químico que pueda hacer más daño que bien.

Es por eso que tener tu propia crema hidratante facial es a menudo una idea más inteligente que ir dentro del supermercado local, farmacia o tienda de belleza para obtener un producto hidratante comercialmente disponible. Aplicar algo creado en casa puede darte tranquilidad porque sabes exactamente los tipos de ingredientes utilizados. Cuando sabes que el producto contiene ingredientes suaves y naturales, puedes centrarte más en ser hermosa.

A continuación encontrarás una receta muy simple de crema hidratante facial que puedes hacer por ti misma. Lo que es muy agradable es que es muy fácil de hacer porque sólo tienes que usar 3 ingredientes diferentes que pueden ser comprados fácilmente. Cada uno de ellos ayuda a suavizar la piel e hidratar las células de formas verdaderamente únicas. ¡Sigue leyendo para empezar!

Ingredientes:

  • 1/2 taza de aceite de coco
  • 1 cucharadita de aceite de vitamina E
  • 12 gotas de aceite esencial de lavanda

Procedimiento:

  1. El aceite de coco tiende a ser sólido a temperatura ambiente. Para derretirlo, simplemente coloca el recipiente en agua tibia y déjalo allí durante unos minutos.
  2. Una vez fundido, mide 1/2 taza de él y ponlo en un recipiente pequeño.
  3. Agrega tu cucharadita de aceite de vitamina E (que puedes recolectar pinchando un par de geles de aceite de vitamina E) y gotas de aceite de lavanda.
  4. Mezcla muy bien y permite que el aceite de coco se solidifique un poco, dejándote con un hidratante facial muy espeso.

Así de fácil es obtener una crema hidratante que funciona maravillosamente sin causar efectos secundarios desfavorables. Aplica esta crema hidratante súper simple y eficaz siempre que sea necesario para evitar la sequedad, descamación, picazón e incluso aquellas líneas de expresión y arrugas antiestéticas.

   

No te vayas sin seguirnos, presiona "Me Gusta" o "Compratir"

Una Fantástica Receta de Hidratante Facial Hecho en Casa