¡Nunca vuelvas a comer pepinos y tomates a la vez!

El único criterio sobre mezclar ensaladas que tiene mucha gente es echar un par de ingredientes sabrosos y esperar que salga lo mejor posible. Sin embargo, lo que mucha gente no sabe es que algunos ingredientes tienen propiedades que no son demasiado beneficiosas para tu salud cuando se mezclan entre sí. Un ejemplo de esto son los tomates y el pepino. Estas dos verduras tienen diferentes tiempos de digestión y, para evitar complicaciones de salud, debemos conocer sus tiempos de digestión concretos antes de mezclarlos.

Mezclar alimentos con tiempos de digestión lentos y rápidos incrementa el riesgo de que se pasen en el intestino, lo que producirá una fermentación de la sangre en tu estómago que podría envenenar todo tu cuerpo. Esto llevará a una digestión lenta de los azúcares y los almidones, y también provocará gases, hinchazón y dolor en la zona abdominal.

Aparte de que los pepinos y los tomates no son una buena pareja, a continuación ofrecemos algunos consejos más sobre ingredientes que no deberías consumir juntos:

1. Fruta después de las comidas

Las frutas necesitan un montón de tiempo para digerirse y nunca deberían estar demasiado rato en el estómago. Tomarlas justo después de una comida puede producir “vino” en tu estómago, lo que finalmente causará problemas digestivos como reflujo ácido.

2. Macarrones con queso

Aunque es una combinación popular, debería evitarse a cualquier precio. Los macarrones están llenos de almidón, que tiene un tiempo de digestión distinto al de la proteína, lo que produce la inevitable fermentación además de problemas digestivos.

3. Carne y queso

Esta deliciosa tortilla debería evitarse porque contiene demasiada proteína en un sólo plato.

4. Verduras y queso

Consumir este dúo a la vez sólo provocará hinchazón abdominal.

5. Pan/fideos y zumo de naranja

El contenido de ácido destruirá la enzima responsable de la digestión del almidón, y esto causará problemas digestivos.

6. Melón y sandía

Estas frutas deben consumirse solas, y no combinadas con otras frutas.

7. Plátanos y leche

La combinación de plátanos y leche ralentizará notablemente tu digestión, lo que es una mala noticia si estás intentando perder los kilos de más.

8. Fruta y yogur

Esta combinación también debería evitarse a cualquier precio porque provocará una ralentización de la digestión y un daño de la flora intestinal, y en algunos casos incluso intoxicación alimentaria.

Si te gustó este artículo, compártelo con tus amigos y familia.

El artículo se basa en la información del libro:
Lad, Vasant. The Complete Book of Ayurvedic Home Remedies. New York: Harmony Books, 1998.

   

No te vayas sin seguirnos, presiona "Me Gusta" o "Compratir"

¡Nunca vuelvas a comer pepinos y tomates a la vez!