Disminuye el riesgo de ataque al corazón, depresión, ansiedad y más con estos alimentos

El magnesio es un mineral que juega un importante papel a la hora de mantener una salud y una función biológica adecuadas. Este mineral es fundamental para el funcionamiento normal de muchos procesos bioquímicos del cuerpo que son esenciales para una correcta función metabólica, incluyendo:

  • Funcionamiento de los músculos y los nervios
  • Relajación de los vasos sanguíneos
  • Regulación del azúcar en sangre y de la sensibilidad a la insulina
  • Creación de ATP
  • Formación adecuada de los huesos y los dientes

La deficiencia de magnesio puede tener graves efectos negativos en la salud general y puede provocar múltiples problemas de salud como la fibromialgia, la ansiedad, el paro cardíaco repentino, las migrañas, la depresión y en algunos casos incluso la muerte.

También resulta crucial en el proceso de desintoxicación del cuerpo, además de en la síntesis del glutatión. El cuerpo humano también necesita magnesio para optimizar el funcionamiento de las mitocondrias, unos orgánulos del organismo que ayudan a los órganos a funcionar correctamente.

La disfunción de estos orgánulos puede provocar varios problemas de salud, que es el motivo por el que resulta muy importante mantener todo el tiempo unos niveles normales de magnesio.

¿Cuánto magnesio necesitas?

La principal fuente de magnesio son los alimentos que consumimos, los cuales obtienen este mineral a través de la tierra. Sin embargo, en la actualidad la tierra es mucho más pobre en magnesio que hace 100 años. La dosis recomendada de este mineral depende de tu edad y tu sexo, y varía entre 310 y 420 miligramos al día.

El mejor indicador de la dosis de magnesio que necesitas es la reacción de tu intestino. Empieza tomando 200 miligramos de citrato de magnesio e incrementa la dosis gradualmente hasta que tengas las heces flojas. Si quieres tomar suplementos de magnesio deberías ser consciente de la interacción de determinados minerales y cómo afectan al cuerpo.

Resulta muy importante equilibrar los niveles de magnesio, calcio, vitamina D y vitamina K2 ya que, de otro modo, tendrás un mayor riesgo de sufrir toxicidad por vitamina D, infarto o derrame cerebral.

Es mejor consultar con tu medico para establecer la cantidad correcta de magnesio que necesitas. La deficiencia de magnesio puede provocar varios síntomas como migrañas, fatiga, dolores de cabeza, debilidad, vómitos, espasmos musculares, pérdida de apetito y náuseas.

La deficiencia crónica de magnesio es más grave y provoca un ritmo cardíaco anormal, insensibilidad, espasmos coronarios y convulsiones.

Si quieres aumentar tus niveles de magnesio de forma natural, deberías consumir alimentos ricos en magnesio como las verduras de hoja oscura.

Las verduras más ricas en magnesio son:

  • Brócoli
  • Berza
  • Espinaca
  • Col rizada
  • Grelos
  • Col china
  • Hojas de remolacha
  • Acelga
  • Lechuga romana
  • Coles de Bruselas

Otros alimentos que contienen montones de magnesio:

  • Pescados grasos
  • Calabacín
  • Granos crudos de cacao y cacao en polvo sin azúcar
  • Frutas y bayas
  • Aguacates
  • Semillas y frutos secos
  • Hierbas y especias (comino, perejil, semillas de mostaza, hinojo)

   

No te vayas sin seguirnos, presiona "Me Gusta" o "Compratir"

Disminuye el riesgo de ataque al corazón, depresión, ansiedad y más con estos alimentos