Cómo Emplear Cebollas Crudas para Tratar los Resfriados y la Congestión Nasal

De acuerdo a la Gale Encyclopedia of Alternative Medicine, se ha comprobado que el uso de cebollas es un método eficaz para aliviar los síntomas del resfriado. Las cebollas han sido utilizadas a lo largo de generaciones por los nativos americanos y chinos para aliviar los resfriados, la neumonía, la tos, la bronquitis y la laringitis.

Las cebollas contienen propiedades antibacterianas y ayudan a reducir la inflamación en las vías respiratorias para aliviar la congestión en los pulmones.

Remedio Casero de Cebolla para Resfríos y Congestión Nasal:

Materiales:

  • Cebollas moradas
  • Miel
  • Envase
  • Refrigerador

Procedimiento:

Paso 1 – Pelar y Cortar las Cebollas

Selecciona las cebollas moradas, pélalas luego córtalas en rodajas finas. Todos los tipos de cebollas contienen propiedades medicinales y son efectivas en el tratamiento de los resfriados, pero las cebollas moradas contienen un nivel más alto de quercetina, que es un flavonoide rico en antioxidantes capaces de combatir los radicales libres e inhibir la producción de histamina.

Paso 2: Coloca las cebollas en un envase y vierte la miel

Agrega la cantidad necesaria de miel para cubrir todas las rebanadas de cebolla. Hacer esto ayudará a disminuir la severidad del sabor o la “acidez” de las cebollas.

Además, agregará a la receta el poder de la miel como un supresor natural de la tos. Algunas variedades de miel también contienen quercetina. 

Paso 3 – Almacena las rodajas de cebolla en el refrigerador

Coloca las rodajas de cebolla en el refrigerador y déjalas reposar durante la noche. Luego, consume la preparación en la mañana. También puedes comer cualquier residuo de miel que haya quedado en el envase, pues contará con las propiedades curativas de la cebolla.

Paso 4: Agrega cebollas a tus platos

También puedes optar por agregar cebollas a tus platos. Las cebollas crudas se pueden agregar a los sándwiches, sopas y muchas otras recetas. Además, este alimento puede consumirse casi con cualquier plato, dulce o salado. El objetivo es comer tantas cebollas crudas como sea posible para tratar tu condición de salud sin comprometer tu dieta.

Notas:
– Es mejor consumir cebollas crudas si estás luchando contra la congestión nasal y los resfriados. Sin embargo, las cebollas cocidas no pierden una cantidad imporante de sus nutrientes, así que también puedes consumirlas para mejorar tu salud.

Advertencia:
Las cebollas absorben las bacterias cuando están expuestas al aire, por lo tanto deben ser conservadas en el refrigerador.

   

No te vayas sin seguirnos, presiona "Me Gusta" o "Compratir"

Cómo Emplear Cebollas Crudas para Tratar los Resfriados y la Congestión Nasal