Cómo detener rápidamente el dolor de talón

Tu tobillo y tu pie están formados por 33 articulaciones, 26 huesos y más de 100 tendones, según la web de salud Health Line. El talón es el hueso más grande de tu pie.

Si te lesionas el talón o lo usas en exceso, es posible que te produzca un dolor que puede ir desde algo discapacitante hasta una molestia leve. Si los remedios caseros sencillos no te alivian el dolor, es posible que necesites que un podólogo o un médico diagnostiquen la causa.

Éstas son 5 maneras de detener rápidamente el dolor de talón.

Remedios naturales para el dolor de talón:

1. Hielo

Ponte una compresa fría en los talones. ¿No tienes compresas frías? Puedes envolver cubitos de hielo en una toalla. No hay una manera más barata de aliviar rápidamente el entumecimiento, el dolor y la inflamación.

Es posible que el hielo no cure los trastornos subyacentes, como una rotura de la fascia plantar, un espolón calcáneo o una fascitis plantar, pero puede hacer que el dolor sea un poco más soportable cada día hasta que el resto de remedios curativos tengan tiempo de hacer efecto.

2. Congelar y rodar

  1. Congela una botella pequeña de agua.
  2. Cúbrela con una toalla.
  3. Coloca el arco del pie sobre ella.
  4. Haz rodar lentamente la botella por debajo del arco del pie durante al menos 5 minutos cada vez.
  5. Cambia de pie y repite.

3. Baño de pies y paños calientes

Prueba a poner en remojo los pies en un baño con sales de árnica o sales de Epsom. También puedes empapar un paño en aceite de linaza caliente y aplicarlo en tu talón.

Éstos son remedios populares demostrados para todo tipo de dolores.

4. Masaje

Un masaje es otro tratamiento natural sencillo y rápido para el dolor de talón. No es una opción de tratamiento a largo plazo, pero proporciona un alivio rápido del dolor.

Además, el masaje te ayudará a relajar los músculos, a reducir la rigidez, a liberar la presión y a mejorar la circulación sanguínea.

Puedes masajear tu talón dolorido en cualquier momento del día, sobre todo después de hacer ejercicio, antes de ir a correr y antes de irte a la cama. Para realizar el masaje también puedes usar cualquier tipo de aceite, incluyendo el aceite de coco, oliva, mostaza o sésamo.

Procedimiento:

  1. Aplícate el aceite templado que prefieras en la zona afectada.
  2. Aplica presión suavemente en la zona dolorida durante al menos unos pocos minutos, usando tus dos pulgares.
  3. Masajea la planta de tu pie durante al menos 10 minutos.
  4. Repite unas pocas veces al día, o hasta que el dolor remita.
  5. Haz tú mismo el masaje, o también puedes recibir la ayuda de un experto.

5. Ejercicios de estiramiento

En la mayoría de los casos, los ejercicios de estiramiento pueden contribuir a reducir el dolor y a facilitar una recuperación rápida. Además, pueden incluso fortalecer los tendones y los músculos de tu pie para prevenir que sufras más dolor.

Uno de los mejores ejercicios de estiramiento para el dolor de talón es el “estiramiento de pie contra la pared”.

Instrucciones:

  1. Ponte de pie y descalzo mirando a una pared, a varias decenas de centímetros de ella.
  2. Empuja la pared con ambas manos.
  3. Coloca un pie hacia delante, y luego inclínate lentamente y siente el estiramiento a lo largo de la parte trasera de tu talón y tu pierna.
  4. Mantén esta posición durante al menos 30 segundos.
  5. Repite y cambia de lado.
  6. Hazlo 10 veces en cada lado para lograr un alivio del dolor de talón.

¿Cuándo ir a ver al médico?

Si desarrollas dolor en el talón, primero puedes probar algunos remedios caseros para aliviar tus síntomas, incluyendo el reposo. Sin embargo, si tu dolor de talón no desaparece en 2-3 semanas, deberías pedir una cita para ver a tu médico.

   

No te vayas sin seguirnos, presiona "Me Gusta" o "Compratir"

Cómo detener rápidamente el dolor de talón