Beber con vasos de cobre puede hacer esto en tu cuerpo. ¡Es increíble!

A menudo compramos nuestra vajilla basándonos en su aspecto o en su color sin pensar demasiado en el material. Sin embargo, esto es mucho más importante de lo que puedas pensar. Incluso aunque no te creas que haya un vínculo entre tu salud y la vajilla que utilizas, es completamente cierto.

Las vajillas de cobre son especialmente importantes, y se han utilizado durante milenios. Los científicos han analizado los efectos del cobre y han descubierto que puede destruir sustancias dañinas nada más entrar en contacto con ellas. Y pese a que un exceso de cobre puede dañar tu organismo, podrás seguir aprovechándote de sus beneficios abrazando la práctica védica de beber en vasos de cobre, pero no más de 4 veces por semana.

¡Se trata de un cambio sencillo en el estilo de vida que puede suponer una gran diferencia para tu salud!

Pero, ¿cómo afecta el cobre a nuestra salud?

Además de usarse en herramientas y en joyería, tiene una larga historia de uso por sus propiedades medicinales. Tanto la gente védica como los antiguos egipcios lo usaban para elaborar vasijas con la finalidad de almacenar grandes cantidades de agua (mantenían el agua fresca, lo que la hacía más segura de consumir). En la actualidad, esto se encuentra corroborado por la ciencia, e incluso aunque no es seguro consumir cobre en exceso, las cantidades pequeñas de este metal tienen efectos extraordinarios en la salud física general. ¡Así que cómprate una taza de cobre y averigua cómo beber de ella puede beneficiar a tu salud!

Beneficio 1: estimulación del cerebro

Sabemos lo molesto que puede resultar sentirse perezoso y lento. En estos casos, puedes acelerar tu cerebro añadiendo cobre a tu organismo.

Estimula el cuerpo para que produzca vainas de mielina, una parte clave del sistema nervioso que permite que las sinapsis vayan de un punto a otro.

Beneficio 2: alivia las articulaciones

Es un tratamiento efectivo contra los problemas articulares, sobre todo si el cobre se oxida y se vuelve verde, haciendo que la piel a su alrededor también se vuelva verde. Este tratamiento específico puede ser más un cuento que un remedio, pero el cobre es capaz de promover la recuperación del cartílago perdido, lo que puede aliviar el dolor asociado con la artritis y con otros problemas articulares. Incluso aunque la comunidad científica no lo confirme, muchos médicos afirman que el cobre puede ayudar a tus articulaciones hinchadas y doloridas.

Beneficio 3: ayuda al sistema digestivo

Ingerir pequeñas cantidades de cobre puede ayudar a tu digestión, dado que puede estimular la contracción muscular digestiva que mueve los productos de desecho a lo largo de tus intestinos.

También puede destruir las bacterias, lo que puede ayudarte a eliminar los microorganismos dañinos que pueden provocar molestias estomacales. Teniendo esto en cuenta, limita la ingesta de cobre para que así puedas evitar la destrucción de las bacterias intestinales “buenas”.

Beneficio 4: equilibra la función tiroidea

Es uno de los muchos nutrientes que el cuerpo necesita para llevar a cabo sus funciones normales diarias. En concreto, los trastornos tiroideos como el hiper e hipotiroidismo están a menudo vinculados con una deficiencia de cobre en el organismo. Estos trastornos están asociados con cambios de peso, alteraciones en el estado de ánimo y fluctuaciones hormonales, así que su consumo puede ayudar al organismo a equilibrar la función tiroidea.

Beneficio 5: mejora el sistema cardiovascular

No es una solución para todos los problemas cardiovasculares, pero el Departamento de Agricultura estadounidense demostró que puede mejorar la salud cardiovascular. E incluso aunque el cobre no sea un sustituto de una vida saludable, un suplemento de sobre puede abrir los vasos sanguíneos y disminuir la placa arterial, previniendo así las obstrucciones.

Beneficio 6: fortalece el pelo

Mejora la producción de melanina, un componente esencial del pelo sano. Puede contribuir a recuperar la salud del pelo lacio, y también puede acelerar el crecimiento del cabello después de la quimioterapia, dado que agranda los folículos y disminuye el tiempo necesario para que el pelo crezca.

Beneficio 7: ayuda al bazo y al hígado

Incluso aunque no se encuentre científicamente confirmado que el cobre ayude al funcionamiento del bazo y el hígado, la gente védica lo usaba afirmando que era sano para el sistema linfático, el bazo y el hígado.

Beneficio 8: piel sana

La melanina, que es buena para tu pelo, también resulta muy beneficiosa para tu piel. El cobre promueve la producción de células cutáneas sanas y de una piel suave, y resulta especialmente útil para curar la piel seca y dañada.

También mejora la producción de colágeno, que mejora la salud y la elasticidad de la piel.

   

No te vayas sin seguirnos, presiona "Me Gusta" o "Compratir"

Beber con vasos de cobre puede hacer esto en tu cuerpo. ¡Es increíble!