8 ingredientes BAJOS EN CALORÍAS que deberías usar

Quieres mantener o perder peso, y sabes que comer de manera saludable es una parte esencial de ello. Buscas en internet y en revistas recetas sencillas pero sabrosas que dejen a tu barriga satisfecha.

Sin embargo, la mayoría de los platos que encuentras pueden ser complicados, llevar mucho tiempo o, incluso peor, puede que estén llenos de grasas. ¿Cómo puedes darle vida a tu comida sin romper tu nueva dieta saludable?

La respuesta es sencilla. Hay algunos ingredientes bajos en calorías que le darán un toque especial a tus platos. La mayoría son ingredientes cotidianos que puedes encontrar en tu tienda local de alimentación. La pérdida de peso no depende tanto de lo que cocinas, como de la manera en que lo cocinas.

1. Ajo

El ajo es un ingrediente de cocina común que proporciona un fantástico sabor a una gran variedad de alimentos. Es conocido por ser extremadamente versátil, y su sabor puede variar dependiendo de cómo lo cortes o lo cocines.

El ajo entero le da a los alimentos un sabor más sutil, mientras que el ajo triturado o picado agrega aromas más picantes y ásperos. Al caramelizar el ajo a fuego lento le darás a tus platos un suave sabor dulce, mientras que el ajo salteado proporciona a la comida un sabor fresco y fuerte.

Puedes usar tanto ajo como quieras dado que, según Livestrong, 1 cucharadita de ajo picado sólo tiene 4 calorías. Además, el ajo tiene tan poca grasa que 1 taza contiene menos de 1 gramo.

2. Hierbas y especias

Una manera genial de añadir sabor a tus comidas es combinar hierbas y especias. Puedes preparar tus propias mezclas de especias combinando algunas de tus favoritas en una bolsa de plástico con cierre zip.

Si quieres preparar una mezcla de especias con un sabor específico, hay un montón de recetas que te podrán servir de guía. También puedes comprar mezclas sin sal en las tiendas de alimentación, muchas de las cuales contienen menos de 1 caloría por ración.

3. Zumo de limón

El zumo de limón agrega sabores vigorizantes y ácidos a casi cualquier plato, incluyendo guarniciones, entrantes, ensaladas e incluso postres. El zumo de limón recién exprimido contiene 3 calorías por cucharada, y es una gran alternativa a las salsas y los condimentos, los cuales están llenos de grasas, azúcar y calorías.

El zumo de limón le da a los alimentos un sabor limpio y fresco, que puede ser utilizado tanto en platos salados como dulces. Además, se suele sugerir agregar zumo de limón a platos que tengan un sabor soso, lo que proporcionará sabor a comidas insípidas.

Puedes exprimir limón sobre ensaladas, sopas, pasta o verduras, o frotarlo contra el pescado y la carne de pollo y cerdo. Si vas a usar limón para marinar tus verduras y carnes, prueba a añadir un toque de zumo de limón justo antes de que tus alimentos estén hechos. Agregarlo demasiado pronto hará que la comida tenga un sabor más ácido, porque el proceso de cocinado concentrará el sabor.

4. Caldo natural

Las pastillas de caldo para platos de carne, pescado o incluso vegetarianos, suelen tener muchas calorías debido a los conservantes. En su lugar, puedes buscar algunas recetas de caldos y prepararlos tú mismo.

Todo lo que necesitas es algo de agua hirviendo y agentes saborizantes como tomates, apio, jengibre, ajo, huesos, canela, cáscaras, etc., y tu caldo bajo en calorías estará listo.

5. Pimienta

El motivo por el que las recetas suelen usar pimienta es que puede transformar platos insípidos en comidas sabrosas y bien condimentadas. Según la web de cocina What’s Cooking America, hay muchos tipos distintos de pimienta, incluyendo negra, blanca, verde, rosa y roja, que proporcionan sus propios sabores únicos a los platos.

Según What’s Cooking America, la pimienta negra es la más fuerte y picante, mientras que la verde suele ser bastante ácida. Al condimentar los alimentos con pimienta, ponla justo antes de que tu plato se haya terminado de cocinar.

Si la pimienta se cocina durante demasiado tiempo, perderá su aroma. Según la web de salud y nutrición Healthy Enough, siempre que sea posible usa granos de pimienta recién molidos, y así convertirás cualquier plato soso en uno lleno de sabores complejos y ricos.

6. Wantán

El wantán está disponible en la sección de refrigerados de los supermercados, y es el envoltorio perfecto para todo tipo de alimentos distintos. Cada wantán sólo tiene 15-20 calorías, lo que los hace perfectos para diferentes tipos de comidas.

Si quieres haces un pastel de frambuesa más ligero, puedes utilizar wantán con tu propia mezcla de frambuesa y hornearlo en un molde de horno para magdalenas. Para ensaladas y sopas, también puedes usar el wantán para reemplazar las tiras de tortilla y los picatostes grasientos.

   

No te vayas sin seguirnos, presiona "Me Gusta" o "Compratir"

8 ingredientes BAJOS EN CALORÍAS que deberías usar