10 señales de que tienes que beber agua de inmediato

Nuestro cuerpo está compuesto principalmente de agua, lo que significa que necesitamos este líquido para sobrevivir. La sangre contiene un 83% de agua, los pulmones son un 90% de agua, y los riñones y los músculos contienen un 73% de agua. Perdemos agua todos los días en grandes cantidades a través de la sudoración y la orina, y debemos reponerla.

La cantidad recomendada de agua que deberíamos beber cada día es de 6-8 vasos, pero la media en el mundo es de 2 vasos al día. Los hombres necesitan unos 3 litros de agua cada día, mientras que las mujeres requieren 2.2 litros para mantenerse hidratadas. Si bebes cualquier cantidad por debajo de las indicadas, podrías enfrentarte a consecuencias graves. Éstos son los 10 principales síntomas de deshidratación:

1. Orinar con menos frecuencia

En general, la gente orina 6-7 veces al día. Si orinas menos que eso, probablemente estés deshidratado y haya menos fluidos disponibles en el cuerpo para excretar. Nuestros riñones intentan retener la mayor cantidad de fluido que sea posible para prevenir la deshidratación, lo que los hace trabajar más duro de lo necesario. Para evitar problemas, sugerimos beber la cantidad recomendada de agua todos los días.

2. Orina de color amarillo oscuro

El color normal de la orina es el amarillo, así que si notas que ha cambiado a amarillo oscuro, significa que estás deshidratado. Esto se debe a la falta de fluido en los riñones, que excretan materiales de deshecho, toxinas, glóbulos rojos y proteínas en la orina, que es luego excretada del cuerpo. La orina oscura también puede ser producida por el consumo de vegetales rojizos como la remolacha, de vitaminas del grupo B o de espárragos. Ten en cuenta esto cuando detectes este problema: si no está provocado por los motivos mencionados, seguramente estás deshidratado.

3. Piel seca y arrugas marcadas

La falta de agua en el cuerpo producirá piel seca y facilitará las arrugas. Estos dos problemas también pueden ser provocados por otros factores, pero antes de gastarte dinero en caros tratamientos y productos, prueba a aumentar primero la cantidad de agua que tomas. La Dra. Diana Howard, una popular dermatóloga, dice que la deshidratación es culpable de la inflamación de la piel, el picor, la piel sensible y la irritación. Una vez que la piel pierde humedad, las células se secan y hacen que la piel tenga un aspecto avejentado. La mejor forma de alimentar tu piel es beber más agua.

4. Estreñimiento

El estreñimiento es uno de los síntomas más comunes de la deshidratación. Cuando el cuerpo no está hidratado adecuadamente, intentará absorber el agua de donde pueda, incluyendo el colon. Para que el colon pueda hacer pasar las heces, tiene que tener algo de agua, así que la falta de agua hará que las heces pasen con mayor dificultad. Para tratar y prevenir el estreñimiento, asegúrate de beber 6-8 vasos de agua al día y también de comer alimentos ricos en fibra.

5. Dolores de cabeza

A medida que el cuerpo intenta conservar el agua y reabsorberla de donde puede, la falta de líquido en el cuerpo puede producir dolores de cabeza. Esto ocurre debido a que el cerebro pierde humedad, se encoge y se aleja del cráneo, activando de manera efectiva los receptores del dolor y provocando dolores de cabeza.

6. Sed y boca seca

Sentirse sediento es un signo de que ya estás deshidratado. Además de la sed excesiva, también puedes experimentar sequedad en la boca, lo que significa que tienes que empezar a beber agua inmediatamente.

7. Dolor articular

El agua es un lubricante para nuestras articulaciones, y permite a los huesos deslizarse cuando las articulaciones se mueven. Si al cuerpo le falta agua, la articulación tendrá un déficit de nutrientes que podría provocar un daño en el cartílago. Si estás deshidratado, el cartílago podría dañarse de manera irreversible, lo que resultará en dolor articular.

8. Fatiga

Según un estudio científico, la falta de agua en el cuerpo también es responsable de provocar fatiga. El volumen de la sangre aumenta en casos de deshidratación, y el corazón trabaja más para bombear la sangre, lo que genera cansancio. Así que la próxima vez que te sientas cansado de manera repentina, no tomes una taza de café o una bebida energética, sino un vaso de agua.

9. Sistema inmune debilitado

La deshidratación aumenta la cantidad de toxinas en la sangre, que pueden atacar a tu sistema inmune y debilitarlo. Esto es por lo que beber agua es esencial para la prevención de distintas enfermedades.

10. Hambre y aumento de peso

Nuestro cuerpo es una máquina compleja e inteligente, pero también tiene fallos y no puede diferenciar la sed del hambre. El hipotálamo (la parte del cerebro responsable de la regulación del hambre y la sed) suele confundirse y puede responder con hambre a la sed. De modo que la próxima vez que te sientas hambriento, deja el sandwich y toma un vaso de agua. Esto también evitará que comas demasiado, con el consiguiente aumento de peso.

¡No estás enfermo, estás sediento!

No todas las bebidas hidratan el cuerpo, pero el agua sí lo hace. El café, los refrescos, el alcohol y los zumos de frutas comerciales pueden deshidratar el cuerpo en lugar de mantenerlo hidratado debido a su elevado contenido de azúcar y cafeína. Según el Dr. Batmangelidi, algunas supuestas “enfermedades” responden de forma genial a beber agua, lo que significa que no son enfermedades, sino que están provocadas por la falta de agua en el cuerpo. La investigación del Dr. Batmangelidi ha identificado la diabetes, el asma, el dolor articular y algunas enfermedades cardiovasculares como dependientes de la ingesta de agua.

Si quieres mejorar tu salud general, tienes que beber más agua. Asegúrate de ceñirte a la cantidad recomendada y lleva siempre una botella contigo a donde vayas.

Si te gustó este artículo, compártelo con tus amigos y familia.

   

No te vayas sin seguirnos, presiona "Me Gusta" o "Compratir"

10 señales de que tienes que beber agua de inmediato